Úsalo así..

• ¿Cuando?

Aplícate Slim Oil por la mañana, en activo, para que el movimiento del cuerpo fomente los efectos de sus activos naturales. Tanto si vas a trabajar como si te quedas en casa, es saludable que te muevas.

Por la noche, Slim Oil ayuda a la quema de grasa en pasivo, pero tendrá más un efecto de tipo drenante y desintoxicante. A la mañana siguiente, la orina será más oscura precisamente por esto: te estás librando de toxinas.

• ¿Cómo?

Los beneficios de Slim Oil se sienten desde la primera aplicación y se consolidan en 8- 10 días de tratamiento constante. Utilízalo en las zonas difíciles de piernas, muslos, glúteos, caderas, abdomen o brazos. Este aceite no es adecuado para los senos, tenlo en cuenta.

En cuanto te lo pongas notarás una agradable sensación de activación. Ya está actuando.
Para aprovechar mejor sus virtudes, sigue estas indicaciones:

— En los brazos

Extiende el aceite empezando por los codos y subiendo hasta las axilas, primero por la parte externa y luego por la interna.
Esto lo harás con movimientos circulares y enérgicos, para que el aceite entre en profundidad. Acaba con un par de bombeos en la axila, es decir, presionando un poco en los ganglios para que no se acumulan las toxinas.

— En las piernas

Usarás el aceite en dos fases. La primera será desde el tobillo hasta la rodilla, y luego desde la rodilla hasta la ingle.

Hazlo con movimientos ascendentes circulares vigorosos, ahí con ganas. Masajea más suavemente la corva, la parte de atrás de la rodilla. Ahí tenemos unos ganglios que participan en el drenaje de la zona, así que conviene que los actives.

A continuación, aplica Slim Oil en la parte interna del muslo con ambas manos, desde la corva hacia la ingle. Haz igual en la cara externa, insistiendo un poco más en las zonas más conflictivas. Justo donde acaba el glúteo (y que es donde empieza el muslo), tienes un ganglios. Masajéalos para facilitar el drenaje.

¿Lista? Vale, pues ahora haz un par de bombeos completos desde el tobillo hasta la ingle. Ya verás qué bien quedas.

— En el abdomen

El masaje en el abdomen empieza… detrás del abdomen. Ponte un poco de Slim Oil en el coxis (la zona de las últimas vértebras, en la cadera) y presiona ahí para activar los ganglios.

Sigue por los flancos y la cintura hasta el lateral del abdomen. Masajea en el sentido de las agujas del reloj para estimular el flujo interno hacia los laterales de la pelvis.

Acaba el masaje donde lo has empezado: pasa del abdomen al coxis para cerrar el círculo.